Mafia del Callao cobraba por 3.250 trabajadores fantasmas

En total 3.250 trabajadores fantasmas han sido detectados hasta ahora en la Empresa de Servicio de Limpieza Pública del Callao. El último año, aquello le dejó un perjuicio de S/9 millones. Además, Eslimp perdió al menos S/69 millones por la contratación de 22 empresas fantasmas que, supuestamente, daban servicios de limpieza y remodelación, de acuerdo con la contraloría.

El último mensaje de voz que la ingeniera Maritza Villa Huayllas conserva en su celular es un alarido siniestro: “La vas a pagar, maldita”. Se lo dejaron el domingo 26 de enero por la noche, según reporta el diario El Comercio, cuando aún no se cumplían 24 horas del arresto de veinte integrantes de la organización criminal Rich Port II, dedicada al cobro de cupos en la Empresa de Servicio de Limpieza Pública del Callao (Eslimp Callao).

Maritza Villa es funcionaria de la Municipalidad Provincial del Callao desde enero del 2019. Con ella, como gerenta de administración, se iniciaron las pesquisas en torno a los cuantiosos presupuestos que la comuna chalaca envió a Eslimp en los dos períodos de Juan Sotomayor como alcalde. Para el 2018, último año de gobierno de Sotomayor, el presupuesto de Eslimp raspaba los S/117 millones.

La forma como esta empresa de limpieza engrosaba anualmente millonarios capitales era sencilla e irregular. El entonces gerente de Eslimp, Joaquín Cochella, pedía dinero mediante cartas sin mayor sustento y Sotomayor hacía las transferencias enseguida.

Las indagaciones derivaron en que el capital que se inyectaba a Eslimp era, básicamente, para el salario de empleados que no asistían a laborar. Es decir, trabajadores fantasmas inscritos en los registros de Eslimp por una mafia que, según la fiscalía, dirigía Sotomayor desde que era alcalde.

Villa indicó a El Comercio que para abril del 2019, cuando Cochella fue cambiado por Raúl Hinostroza, 1.500 falsos trabajadores habían sido retirados de las planillas de Eslimp. Hacia noviembre último, 1.250 trabajadores fantasmas más fueron depurados de la empresa de limpieza. También, otros 500 del área denominada “puntos críticos”. Ahí, cada empleado debía cuidar un espacio del Callao para que no se arrojara basura, pero nadie cumplía esa labor. El área ya fue eliminada.

Con el exalcalde Sotomayor cayó su lugarteniente, Marco Urquiza. También, el excongresista Víctor Albrecht, los exgerentes Cochella y Serna, y la falsa supervisora Jessica Cornejo.

Un total de S/3 millones tenía Eslimp como presupuesto anual para combustible, pero la empresa solo poseía tres camionetas que estaban malogradas. Mientras que S/2 millones pagó la comuna del Callao entre el 2015 y 2018 por salarios a 45 serenos fantasmas (cada uno ganaba S/1400), según se detectó en una auditoría interna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s